Tipos de oraciones




Una oración es una súplica o ruego que se desarrolla en el marco de la fe para alabar o pedir favores a Dios, los Santos o cualquier otra figura religiosa de la cual se sea devoto, pero entendida desde el punto de vista de la gramática es un conjunto de palabras que posee un sentido gramatical completo. Asimismo, se entiende por oración a aquella obra de elocuencia o discurso que se pronuncia en público para persuadir a los presentes y/o influir en su ánimo.

Según sea la motivación de la oración, sus particularidades y el contexto en el cual se la utilice, la oración se enmarca en distintas categorías.

Según aquellos que estudian el lenguaje y saben establecer con precisión cada concepto en función de su aplicación, las oraciones pueden ser de tipo deprecatoria, fúnebre o inaugural si se trata de acciones que buscan convencer de algo a un determinado número de gente con la palabra, pero serán oraciones dominicales si se concretan en una ceremonia religiosa.

En relación a las oraciones propias del contexto religioso, se puede decir que hay oraciones verbales, mentales, de meditación, de contemplación, de petición, de intercesión, de ofrecimiento, de alabanza y de conversión.

En cambio, para la lingüística las oraciones que poseen relevancia son las oraciones coordinadas, las copulativas, las oraciones activas, las adjetivas, las imperativas, las exclamativas, las oraciones adversativas, las disyuntivas, las subordinadas, las uni o bimembres, las de tipo personal o impersonal, las oraciones simples y las oraciones compuestas, entre muchas otras.