Tipos de vodka




Se conoce como vodka a una clase de bebida alcohólica que, si bien se consume en todo el mundo, goza de una importante relevancia en territorio ruso. Se trata de una sustancia destilada, del tipo aguardiente, que por lo general surge como resultado de un proceso de fermentación que incluye a diferentes plantaciones y granos, entre los cuales se puede mencionar al trigo y al centeno.

Así como es posible conseguir en el circuito comercial una amplia variedad de vodka de distintas nacionalidades y marcas, también es posible encontrar diversidad en materia de variedades.

Si uno busca evitar el vodka clásico, por ejemplo, podrá hallar productos elaborados a partir de mezclar vodka con distintos jugos frutales (como los tragos que uno puede solicitar en un bar o discoteca en los cuales se combina vodka con frutilla o naranja, entre otras frutas), pero si la idea es adquirir una botella de vodka tradicional tendrá la opción de elegir entre un vodka premium y otro ordinario.

Claro que, de buscar a nivel mundial alternativas más exclusivas que inviten a disfrutar un vodka poco convencional, uno descubrirá la existencia del vodka negro, de una sofisticada versión escocesa que se presenta como el vodka más costoso del planeta, del vodka de uvas procedente de Francia, de un vodka espumoso, de un vodka elaborado en Canadá con agua obtenida del Valle de los Icebergs y de un vodka a base de papa, entre muchas otras variedades que, sin dudas, le aportan diversidad a esta clase de bebida alcohólica.