Tipos de normas ISO




La Organización Internacional de Normalización es el organismo no gubernamental que impulsa las llamadas normas ISO, una serie de criterios internacionales de fabricación, comercio y comunicación que alcanza a todos los rubros industriales (con excepción de los sectores vinculados a la electrónica y electricidad) creadas para lograr una estandarización internacional de normas para productos y seguridad para empresas y organizaciones.

En la actualidad, normas ISO hay muchas, pero algunas son más trascendentes que otras. Por esa razón, con el propósito de conocer más en detalle a estas reglas y entender para qué se usan y cuál es su importancia, a continuación citaremos distintas clases de normas.

De investigar al respecto, es posible descubrir, por ejemplo, que en este marco existe la norma ISO 639, la cual establece códigos para lenguas y/o familias de idiomas, así como la ISO 3166 posee la particularidad de ser un estándar que codifica los nombres de cada país y sus principales subdivisiones.

También hay familias de normas ISO que buscan controlar la calidad, tales como la ISO 9000 (Sistemas de Gestión de Calidad – Fundamentos y Vocabulario), la ISO 10000 (Guías para implementar Sistemas de Gestión / Reportes Técnicos), la ISO 13485 (orientada a la calidad de los productos sanitarios) y la ISO 14000 (Sistemas de Gestión Ambiental de las Organizaciones), entre otras.

Además de las mencionadas, existe la norma ISO 4217 para unificar el criterio de identificar con tres letras las monedas de cada territorio y la ISO 8601 que se enfoca en “Elementos de datos y formatos intercambiables” para facilitar la notación que se utiliza para especificar instantes, intervalos y fechas, entre otras.